Lunes 3 de Octubre de 2022

Hoy es Lunes 3 de Octubre de 2022 y son las 20:54 - Detuvieron a 2 abusadores que atacaban en el subte / Desde la cárcel, Milagro Sala brindó un discurso para un acto del partido de D'Elía / Los 28 puntos destacados del informe "El estado del Estado" / Emotivos homenajes a Muhammad Alí en las calles de Estados Unidos / Jonás Gutiérrez: "Messi es un genio, siempre lo da todo" / Hay tres sospechosos de violar y estrangular a un chico en Santiago del Estero / El oficialismo celebró la suspensión de Ricardo Echegaray de la Auditoría General / Lionel Messi, prácticamente descartado para el debut ante Chile / Otra jueza dictó un amparo contra el aumento de tarifas / Mauricio Macri "está bien de salud", tuvo reuniones en Olivos y el lunes retomará su agenda / El emotivo recuerdo de Storani sobre su hijo: "Él enseñaba a ser un buen padre"  / Cristina Kirchner publicó un análisis de su hija Florencia sobre la marcha #NiUnaMenos / Cristian Ritondo recibió el alta médica tras cinco días de internación / Roland Garros: el argentino Gustavo Fernández se coronó en tenis adaptado / Corrupción en Brasil: Marcelo Odebrecht entregó USD 3.400.000 a la campaña de Dilma Rousseff / ¿Como sería tu vida si te sintieras apoyado incondicionalmente? / La española Garbiñe Muguruza derrotó a Serena Williams y se consagró en Roland Garros / Perú derrotó a Haití y empezó el torneo con el pie derecho  / El papa Francisco aprobó el proceso para expulsar obispos por casos de pedofilia / Paraguay no pudo con Costa Rica en su debut en la Copa /

27 de octubre de 2017

Nacional vendría con suplentes a Avellaneda por temor a represalias

Son las secuelas de la cobarde agresión a  Fernando Amorebieta y el lapidario resultado conseguido por Independiente en Paraguay. 

Por Diego Rodia 
@drodia1971 

"Lo quiso cagar a trompadas”. Un allegado al plantel de

Independiente

que estuvo en el Defensores del Chaco fue testigo, no sólo del descalificador codazo de Luis Caballero en el rostro de Fernando Amorebieta, sino también de las horas desesperadas del defensor en tierras paraguayas, intentando tomarse desquite del atacante de Nacional.

La acción del punta guaraní fue desleal, como penosa la actitud del árbitro uruguayo Leodan González, quien sancionó tiro libre para el bando agresor. Amorebieta se retorció del dolor en medio de un charco de sangre y tras la atención médica salió del campo lanzando duros epítetos contra el número 23 de Nacional.

El Vasco, que sufrió un “traumatismo nasofacial, que le produjo la fractura del hueso propio de la nariz y dos heridas cortantes”, aguardó en su vestuario. Y justo cuando Ariel Holan y sus dirigidos se disponían a ingresar a ese camarín para el descanso, vieron salir disparado al zaguero, con deseos de tener una vez más, cara a cara, a Caballero.

Algunos colaboradores del DT, que venían atrás, lograron controlarlo con demasiado esfuerzo mientras Amorebieta gritaba: “Suéltenme que lo mato”. De más está decir que el jugador tuvo marca personal hasta la salida del país. Aparentemente, la revancha no será caldeada, porque Nacional vendrá a Avellaneda con suplentes, consciente de que en la Copa ya no hay nada que hacer y que lo más importante es el torneo local, que lo encuentra peleando por no descender.

En tanto, el parate de Amorebieta es incierto. Puede ser de dos semanas, si es que se adapta a la máscara especial que le colocarán. A la revancha con Nacional no llega. Aunque si tuviera chances, sería difícil que se cruce con Caballero. 

COMPARTIR: