Por Fernando Vázquez
fvazquez@cronica.com.ar

Un adolescente de 17 años, que es adicto a consumir drogas, violó salvajemente a su primita de 9, quien tuvo que permanecer 20 días internada a raíz de los espantosos desgarros que padeció debido a la violencia ejercida por el peligroso depravado.

El tremendo y aberrante suceso se registró en la localidad bonaerense de Bancalari, en el partido de Tigre, y las autoridades policiales lograron detener al degenerado, quien sometió sexualmente a la inocente pequeña luego de haber regresado a su casa en un total estado de enajenación, tras concurrir a un famoso local bailable. El despreciable marginal acabó localizado en San Fernando.

Los voceros de los tribunales de San Isidro revelaron que el brutal hecho se produjo cuando el pibe arribó, procedente de un boliche situado en El Talar, a su humilde finca ubicada en Nueve de Julio al 700, casi en el cruce con La Cautiva, en Bancalari, en el norte del conurbano provincial, donde sorprendió a la aterrada criatura, que, en esos momentos, dormía tranquilamente en una de las habitaciones de la vivienda.

De acuerdo con los trascendidos, el degenerado, que se asegura se hallaba bajo los efectos de estupefacientes, no dudó en someter sexualmente y sin piedad a la indefensa nenita por vía vaginal, hasta satisfacer sus repugnantes instintos.

Como consecuencia de la bestial agresión, la chiquilla tuvo que ser trasladada de urgencia al Hospital de General Pacheco, donde los médicos establecieron no sólo la existencia del abuso sexual en perjuicio de la infortunada víctima, sino que además la menor presentaba desgarros en sus partes íntimas.

Al respecto, los informantes manifestaron que los profesionales operaron a la chica a raíz de las terribles heridas.

La niña permaneció 20 días internada. Diligencias Pesquisas policiales correspondientes a la Delegación Departamental de Investigaciones de Tigre comenzaron a realizar una serie de diligencias en la citada zona, hasta que finalmente lograron apresar al individuo mientras se hallaba en la esquina del Acceso Norte y Miguel Cané, en jurisdicción de San Fernando.

En tal sentido, los servidores públicos opinan que el belicoso muchachito estaba drogado cuando agredió a la menor. Intervino en la causa la doctora Rosa Gómez Zambadé, fiscal del Fuero de Responsabilidad Juvenil del departamento judicial de San Isidro.