Por Fernando Vázquez
fvazquez@cronica.com.ar

En un preocupante e insólito suceso que se registró en la localidad bonaerense de Garín, en el partido de Escobar, un delincuente de 37 años fue detenido por las autoridades policiales, mientras se desplazaba a bordo de un automóvil robado. La Justicia solamente lo acusó de encubrimiento y luego dispuso su liberación.

Sin embargo, sólo 4 horas después de haber recuperado su libertad, el chacal volvió a ser apresado, pero esta vez tras haber sido sorprendido mientras intentaba sustraerle una camioneta a una mujer, en la playa de estacionamiento de un famoso supermercado.

Los voceros de los tribunales de Zárate-Campana revelaron que los hechos comenzaron en la calle Juan Beliera al 400, donde los pesquisas policiales del Comando Patrulla (C.P.) de Escobar, que recorrían el vecindario con la tarea de prevenir actividades delictivas, lograron interceptar la marcha de un Ford Fiesta Kinetic gris, en cuyo interior se movilizaba el individuo de manera sospechosa.

Posteriormente, los servidores públicos establecieron que este automóvil tenía pedido de secuestro, ya que había sido robado, en julio pasado, en la localidad bonaerense de Ingeniero Maschwitz, en una denuncia que se asentó en la comisaría 2ª de Escobar.

De inmediato, los uniformados trasladaron al hombre, de 37 años, a la seccional de Garín (3ª de Escobar), pero las autoridades judiciales resolvieron dejarlo libre y abrirle un expediente por encubrimiento, debido a que no había datos que posibilitaran establecer que era el responsable de la sustracción del rodado.

Trascendió que el malviviente salió de la comisaría y, sorprendentemente, apenas 4 horas después, fue observado por los miembros de la Policía Local de Escobar, mientras amenazaba verbalmente a una atemorizada mujer, para despojarla de una camioneta Ford Ranger blanca, provista de doble cabina, en el estacionamiento de un importante supermercado situado en la avenida Belgrano al 900, a 150 metros de la Ruta Panamericana, en el citado distrito, en el norte del conurbano provincial.

Con gran rapidez, los policías apresaron al ladrón, que se hallaba totalmente desarmado, y lo llevaron nuevamente a la seccional de Garín, comprobándose, a raíz de su detención, que tenía una solicitud de captura por el ilícito de “Tentativa de homicidio”, a requerimiento de los integrantes de la Unidad Funcional Nº 4 de Pilar, la cual depende de los tribunales de San Isidro.

El delincuente vive en jurisdicción de Maquinista Savio y se estima, de acuerdo a las hipótesis que barajan las autoridades, que sería responsable de la sustracción de diferentes vehículos que sucedieron recientemente.

Intervino en la causa, por el intento de robo de la camioneta, la doctora Andrea Parga, fiscal de Escobar, dependiente del departamento judicial de Zárate- Campana.